Transportarse con el patinete eléctrico por la ciudad

Transportarse con el patinete eléctrico por la ciudad

Este año que pasó, un nuevo actor empezó a cobrar protagonismo en las calles de algunas ciudades de España; ya que está siendo considerado como un medio transporte bastante rápido y accesible.

Como sabrás, estamos hablando del patinete eléctrico, de hecho muchas personas ya han adoptado este vehículo eléctrico como su medio transporte principal para desplazase por las ciudades, especialmente para recorrer distancias cortas.

Pero ¿realmente todo es una maravilla con estos patinetes como muchos fabricantes lo aseguran? Para descubrirlo, vamos a analizar las ventajas y desventajas de transportarse con el patinete eléctrico por la ciudad.

Ventajas del patinete eléctrico

Algo que encanta de los patinetes eléctricos es que no requieres realizar ningún esfuerzo físico para desplazarte. Por lo que no llegas sudado ni exhausto al trabajo, incluso esto puede ser una razón de peso para que los usuarios de las bicis sustituyan sus vehículos.

Ahora, si comparamos este medio de trasporte con las motos eléctricas, tienen un gran ventaja sobre ellas, sobre todo porque las puedes meter en el ascensor o subir por las escaleras con el patinete para guardarla en la oficina o en casa.

Esto significa que no correrás el riesgo de sufrir algún robo en la calle y te ahorrarás bastante tiempo en la odiosa tarea de buscar un lugar para aparcar.

Patinete eléctrico ICe Q5

Otra cosa que nos gusta de los patinetes es que te permiten llegar rápido a tu lugar de destino, pero como ya dijimos anteriormente, en trayectos cortos. En este punto si comparte mucha similitud con las bicicletas eléctricas.

Gracias a estas ventajas muchas empresas que venden y alquilan patinetes eléctricos, piensan que estos vehículos van a tener gran relevancia en la ciudad.

Pues creen que reemplazarán a otros medios de transportes en distancias cortas y, que se convertirán en la opción favorita por los trabajadores para ir y venir. ¿Estarán acertados? Es posible.

Desventajas del patinete eléctrico

Bien, hablemos de las desventajas de estos vehículos. Primero, algunos expertos sostienen que el limitado espacio público ya es un problema en algunas ciudades como Madrid y Valencia, donde las bicicletas asiáticas y las motocicletas ocupan un gran terreno.

Y ahora que los patinetes eléctricos para la ciudad están ganando espacio en las calles, parece que el problema se agravará. Así que compartir vehículos y viajes podría ser algo no tan positivo para la ciudad.

En cuanto a usabilidad, este tipo de vehículos eléctricos es menos estable que las bicicletas, a pesar que los fabricantes se centren en decir lo contrario.

Porque sí, tenemos que ser realistas, los patinetes eléctricos cuentan con una menor cantidad de momento angular tras contar con ruedas más pequeñas.

A esto también hay que sumar la sensación de inseguridad que se experimenta al conducir entre el tráfico con estos vehículos. Por ejemplo, un simple tropiezo o una caída podría ser mortal. Es aquí donde se tienen que pensar más en la activación de carriles bici.

Nuestro veredicto es que transportarse con el patinete eléctrico por la ciudad supone grandes ventajas, pero es necesario acondicionar las calles y tomar ciertas medias para que estos vehículos realmente se conviertan en un medio de trasporte fiable y seguro.

1 Comment

Deja aquí tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Campos necesarios *

Debes usar HTML etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies