Archives diciembre 2015 | Bicicletas eléctricas Barcelona

Patinetes eléctricos auto-equilibrados Self Balancing

Patinetes eléctricos Self Balancing

En un contexto en el que nos preocupamos de las emisiones contaminantes, pero a la vez deseamos cierta autonomía e individualidad para desplazarnos aparecen los patinetes eléctricos de dos ruedas auto-equilibrados o skates eléctricos.

¿Qué son los Self Balancig?

Los patinetes eléctricos Self Balancig son un medio de transporte novedoso que utiliza baterías de distinta potencia para funcionar. Físicamente se trata de dos piezas unidas con autonomía para rotar cada una en una dirección. Presentan una apariencia simétrica para colocar ambos pies sobre ellas.

Estos patinetes eléctricos son considerados un medio de transporte revolucionario, pues sus usuarios aseguran que son tan cómodos que puedes desplazarte con ellos sin preocupación. Además, son rápidos y ofrecen autonomía para desplazarse.

Además de para moverse se utilizan como un elemento de ocio para divertirnos, bailar, hacer carreras o pruebas, etc.

¿Cómo son los patinetes eléctricos auto-equilibrados?

Los patinetes eléctricos de dos ruedas auto-equilibrados, sean de la marca que sean, ofrecen una serie de prestaciones similares destinadas al uso y disfrute máximo.

Potencia

Estos vehículos ecológicos están disponibles desde los 12 a los 36 V y cuenta con 700 watios de potencia. Se cargan a razón de 4400 mAh, ofreciendo una autonomía de 20 kilómetros. Su movimiento es sostenible, pues no genera emisiones.

Control

El patinete eléctrico se controla mediante giroscopios que controlan el balanceo. Su manejo es muy intuitivo y a los pocos minutos ya te has acostumbrado a él.

Para que se active el motor de la rueda es necesario que inclinemos alguno de nuestros pies. Tiene dos motores, uno por cada rueda, por lo que tenemos más control aún sobre él.

Cuentan con ruedas resistentes, frenos, amortiguadores y un excelente sistema de transmisión para ofrecer más seguridad al usuario.

Tamaño

Ni que decir tiene que su tamaño es uno de sus alicientes más solicitados. Nos encontramos ante un medio de transporte diminuto, más pequeño que un skate y más seguro.

Self balancing eléctrico 700W

Diseño

Aunque es una moda que está empezando a irrumpir, lo cierto es que existen cantidad de diseños, para niños o niñas, en líneas más elegantes, con luces LED, con diseños estampados, lisos, ilustraciones… Sería difícil no encontrar un Self Balancing de nuestro gusto.

Precio

El precio de los patinetes self balancing oscilan desde los 99 hasta los 800 euros. Todo depende de las especificaciones de cada uno, aunque el precio convencional es de entre 300 y 400 euros. Además, prácticamente carecen de mantenimiento por lo que su precio se amortiza rápidamente.

¿Cómo empiezo a montar en Self Balancing?

Evidentemente, por las características que presentan, estos vehículos eléctricos requieren de ciertas consideraciones, sobretodo al comenzar a utilizarse.

  • Comienza a usar tu patín en lugares sin tráfico.
  • No sometas tu patinete a las inclemencias meteorológicas.
  • Vigila su uso con niños. Es importante evitar todo riesgo.
  • Respeta las normas de seguridad vial.
  • Vigila los obstáculos, sobretodo al circular por lugares estrechos o concurridos.
  • No circules cerca de vehículos a motor.
  • No olvides su autonomía. No circules por carreteras con mucho tráfico corriendo el riesgo de agotar la batería.
  • No te distraigas mientras te encuentras sobre un patín self balancing.

Ventajas y tipos de vehículos eléctricos

Ventajas y tipos de vehículos eléctricos

El vehículo eléctrico es una opción que poco a poco está comenzando a ganar peso en su industria debido, claramente, a las múltiples ventajas que presentan frente al automóvil convencional. Dentro de de la amplia gama de vehículos ecológicos podemos encontrar:

Ventajas de los vehículos eléctricos

Estos medios de transporte ecológico, como cualquier otro producto, cuentan con una serie de ventajas que hacen posible que su fabricación aumente temporada tras temporada.

Comenzaremos por lo evidente, los vehículos eléctricos no consumen combustible (o lo hacen en menor medida, dependiendo del tipo). Por ello, emiten menos CO2 y a la vez no explotan las pocas reservas de petróleo que quedan, por lo que no contribuimos a su extinción.

Estos vehículos ecológicos tampoco generan contaminación acústica, poco tenida en cuenta pero muy importante para nuestra salud.

Beneficio más que considerable es el gasto que supone tener un vehículo eléctrico. El mantenimiento es mucho más barato que el de un vehículo convencional (su motor tiene menos partes móviles) y el precio por kilómetro es de aproximadamente 0,01€. Además, se están instalando zonas para recargar gratuitamente los vehículos, utilizando paneles solares.

Así, aunque el precio de mercado de estos medios de transporte es bastante más elevado que el convencional, lo cierto es que queda amortizado en muy poco tiempo. No podemos dejar de mencionar que, para fomentar la compra de estos vehículos respetuosos con el medio ambiente, se ofrecen subvenciones que amortiguan el impacto de nuestros bolsillos. Sus impuestos son menores y el seguro del vehículo es también más bajo.

Su motor es bastante más potente que el de combustión y necesita menos energía para mover el vehículo. Además, es el triple de eficiente, por lo que, al bajo precio de la energía hay que sumarle lo bien que la utiliza.

Su mecanismo de funcionamiento sin marchas favorece una mejor respuesta de aceleración; estos vehículos son eficientes desde las 0 revoluciones. Además, su velocidad máxima está limitada a los 130 km/h por lo que son vehículos más seguros.

Para terminar, indicar que, debido al auge de estos vehículos, no se para de investigar e innovar y ya son reales cifras de hasta 300 km de autonomía y tiempos de carga de menos de 15 minutos.

– Ventas vehículos eléctricos durante los últimos años en las principales potencias mundiales:

Gráfico evolución de ventas de vehículos eléctricos

Gráfico evolución de ventas de vehículos eléctricos

Tipos de vehículos eléctricos

Vehículos totalmente eléctricos

El vehículo totalmente eléctrico (EV) carece de motor de combustión. Utiliza sólo la energía eléctrica para propulsarse, generada mientras el vehículo está en marcha. Es la opción más ecológica pero a la vez más limitada ya que actualmente tienen muy poca autonomía.

Vehículos híbridos eléctricos

Los HEV cuentan con dos motores, uno de combustión interna y otro eléctrico de imán permanente. El motor eléctrico permite reducir el consumo de combustible. Por ejemplo, en los adelantamientos ofrece el impulso extra necesario; a bajas velocidades el motor de combustión no necesita trabajar y lo mismo ocurre para arrancar.

Vehículos híbridos enchufables

El PHEV tiene unas baterías que se cargan al enchufarlas a la red eléctrica, obteniendo de ahí la energía para realizar algunos kilómetros.

Como podemos apreciar, la evolución de tecnología y de la conciencia global hacia la mejora y protección del medio ambiente, hace que los vehículos eléctricos sean una más que clara opción de presente y futuro. Por ello, en Battery Things queremos contribuir en la causa y dar lo mejor de nosotros mismos.

Tipos de bicicleta eléctrica y consejos para la compra

Consejos para comprar una bicicleta eléctrica

El uso de nuevos medios de transporte se está multiplicando a lo largo de estos últimos años, muchos pueden ser los motivos. Hay quienes se preocupan por el medio ambiente, otros están cansados de no encontrar aparcamiento o de perder tiempo buscándolo, existen también quienes tienen que buscar una alternativa económica para trayectos cortos…

En definitiva, la unión de todas estas condiciones con el uso de las nuevas tecnologías ha dado lugar a que la bicicleta eléctrica se alce como uno de los medios de transporte favoritos esta década, utilizándose cada vez más en distintos países.

Tipos de bicicletas eléctricas

Las bicicletas eléctricas o bicicletas de pedaleo asistido eléctrico son vehículos de dos ruedas, similar a una bicicleta convencional, que utiliza un motor para asistir el pedaleo, es decir, para ayudarnos a pedalear. Hay quien podría pensar que al tratarse de un vehículo eléctrico en realidad nos encontramos ante una especie de motcicleta pero no, el pedaleo es necesario.

Te preguntarás entonces ¿para qué sirve una bicicleta eléctrica?

La bicicleta eléctrica te ofrece todas las ventajas de una bicicleta convencional, pero te ayuda a pedalear, lo que se traduce en que podrás llegar al trabajo sin necesidad de comenzar la jornada cansado o sudoroso. Además, es muy útil en territorios inclinados donde llevar una bicicleta se vuelve aún más difícil. También es una excelente opción para personas con problemas de movilidad pero que aman el deporte y las salidas.

En cualquier caso, no deja de ser una bicicleta y tanto sus componentes mínimos como sus normas de uso y funcionamiento se regulan con la normativa para bicicletas convencionales.

Bicicleta eléctrica enchufable

Esta bici utiliza una batería que se recarga enchufándola a la luz, con un consumo de 1kW por cada 100 km. Esto significa que podrás recorrer 100 km por unos 10 céntimos, que es el precio medio por kW ofrecido por las empresas energéticas.

Bicicleta híbrida

Existe otro tipo de bici eléctrica que recarga su batería con el propio uso de la bicicleta, es decir, al retener y frenar. Su mecanismo es similar al de los coches híbridos.

Otras bicicletas eléctricas

Al margen de la clasificación anterior podremos encontrar que existen bicis de paseo, plegables, citibikes… Es decir, una vez más, como ocurre con las bicicletas convencionales, existen bicicletas eléctricas que cumplen las distintas necesidades de cada persona. Por lo general, cada marca dispone de varios tipos de bicicleta eléctrica para satisfacer la demanda de todos los clientes.

Bicicleta eléctrica todo terreno XFAT

¿Qué debes saber antes de comprar tu bicicleta eléctrica?

El primer consejo que podemos ofrecerte es que antes de comprar una bici -y cualquier producto- busques en Internet reseñas y valoraciones de otros usuarios, así podrás descartar modelos y marcas.

Los precios de cada bicicleta eléctrica pueden variar, tal y como ocurre con las bicicletas convencionales. Las podemos encontrar por 200 €, pero su precio puede ascender hasta los 6000 €, dependiendo de su marca, de los materiales con los que esté fabricada, los extras, de sus funciones, etc. Por ello, ten muy en cuenta qué necesitas para que el precio no se dispare.

El Gobierno de España está ofreciendo 200 € a quien adquiera una bicicleta eléctrica con autonomía de 20 a 60 km. Además, cada Comunidad Autónoma ofrece ayudas extra.

Por lo general, es aconsejable no comprar bicicletas con ruedas muy grandes a no ser que las necesites.

Si vas a dar a tu bicicleta eléctrica un uso distinto del paseo por ciudad te aconsejamos que te cerciores de que la suspensión es buena.

Busca un modelo con batería extraíble para que no tengas que mover la bici para enchufarla.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies